Una vez más, el gobierno municipal del Partido Popular en Leganés, da un paso firme hacia el desmantelamiento de la Escuela Pública.

Tras el cierre de dos aulas en las escuelas infantiles municipales El Rincón y Jeromín, haciendo oídos sordos a las demandas de las familias que eligieron estas escuelas en primer lugar, se esconde la decisión de reducir hasta cerrar las escuelas de gestión directa municipal: aquellas que no se entregan a cooperativas o empresas a las que se imponen, además, duras condiciones económicas dictadas por la Comunidad de Madrid. Condiciones que suponen recortes en personal y recursos y precarización de las condiciones de trabajo. 

En nombre de la libertad de las familias a elegir el centro en que sus hijos e hijas van a estudiar, se cedió suelo público en Arroyo Culebro, para la apertura  un centro privado concertado basado en “valores cristianos” con el grupo Antanés.   

Este derecho no se ha reconocido a las familias que han optado por las escuelas públicas Jeromín y Rincón. 

La educación infantil es un importante objetivo de la privatización de los servicios públicos. Convertida en negocio, es un negocio lucrativo ya que recibe fondos públicos y cobra, además, importantes cuotas a las familias, de las que percibe  más fondos públicos en forma de lo que se conoce como cheques guardería. 

Un negocio que se hace a costa del derecho a la educación de los más pequeños, quedando, cada vez más, la educación infantil como un privilegio para quienes puedan pagársela. 

Y en los últimos días, siguen los ataques a la escuela pública por parte también del PP, esta vez en el gobierno de la Comunidad de Madrid. Continúan cerrando aulas en los CEIPs de Leganés.  Un ejemplo lo tenemos en el CEIP Pardo Bazán, en el que, pese a que hay bastantes solicitudes en segunda opción, cierran un aula de tres años dejando ese nivel en línea 1. 

Esta segunda opción no ha sido tenido en cuenta por la administración y les han derivado a otros centros, saturando así más las aulas de éstos.

La estrategia es clara: reducir todo lo que se pueda la oferta pública de centros educativos y que la que haya esté masificada. Conclusión: riesgo de pérdida de calidad de la escuela pública e incitación a familias que se lo puedan permitir a pasar a la modalidad privada-concertada. 

Desde Izquierda Anticapitalista de Leganés,  llamamos a pelear activamente en Leganés  en defensa  de la continuidad de la actual oferta pública de los CEIPS de Leganés y de la gestión directa de las escuelas infantiles municipales. En defensa del carácter educativo de la etapa  0-6. En defensa de la Escuela Pública y del derecho de los niños y las niñas a una educación de calidad y gratuita. 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s